Close

Las dos caras de la moneda

Aspire Racing en los Campeonatos Nacionales de Estados Unidos de Ciclocross

01 January 2018

Una lo hace todo por primera vez, exultante por acabar en segunda posición. El futuro es un ancho bulevar. El otro ya ha hecho todo esto antes, ha sido varias veces campeón nacional y es, sin lugar a dudas, un corredor generacional en los Estados Unidos.

Para los dos, el mismo resultado - segundo puesto en la categoría élite en los Nacionales de Ciclocross de Estados Unidos - significan cosas profundamente diferentes. Para Ellen Noble, es una firme promesa de lo que está por llegar. Para Jeremy Powers, es un eco de lo que ya ha pasado.

“Todas estas cosas son por primera vez. Todo es un sueño para ella. Se sorprende a sí misma. Ellen, con 22 años, muestra suficientes destellos de gran talento que es una bella historia, aunque no haya ganado,” dijo Powers de su compañera de equipo Noble. En cuanto a su carrera, que le vio de nuevo en plena forma después de una temporada en la que sufrió con un problema cardíaco, entre otras cosas, fue brillante. “El nivel ha subido y he tenido que aceptar no ganarlo todo. Estoy conforme con el resultado porque realizé un buen proceso y corrí la carrera que quería correr,” dijo. “Pensaré sobre qué podría haber sido diferente. Pero era una carrera. Hay carreras que he ganado de forma parecida y carreras que he perdido.”

En un apacible día en el desierto, el equipo Aspire Racing consiguió esos dos segundos y un quinto, en las piernas de Spencer Petrov en la prueba Sub23. Un gran rendimiento para un joven equipo que en gran medida funciona con el emprendimiento de Powers y un pequeño y comprometido equipo de personas.

El equipo se situó en una posición ideal. Entrenaron en Nuevo México antes de la carrera para prepararse para la altitud y llegaron a finales de semana para callar el ruido de los chismorreos previos a la carrera. Powers, notoriamente ocupado y siempre ajetreado para sobrevivir en este deporte, puso una respuesta automática en su email y apagó el teléfono. Dejó de leer entrevistas previas a la carrera. Cuando llegó el equipo, lo único que quedaba por hacer era rodar unos pocos días por el recorrido de la prueba y después ponerse los dorsales.

El recorrido de Reno, Nevada, no era perfecto para ningún corredor - los ciclistas tuvieron que elegir sus estrategias con cuidado. La primera mitad requería potencia bruta mientras que la segunda premiaba la destreza técnica. Típicamente, los recorridos mejoran a medida que los corredores de las categorías por edades los machacan durante la semana, pero en este caso el número de ciclistas en el recorrido seco empeoró las condiciones. Las curvas técnicas estaban blandas y los pinchazos por rocas expuestas arruinaron varios días.

Para Noble, sigue siendo como un sueño hecho realidad. Ganó el título Sub23 la temporada anterior y Reno marcó su primera muesca en la prueba élite. Peleó con Katie Compton, realeza americana del ciclocross, durante toda la prueba y usó la habilidad técnica para mantener la presión. Lideró a intervalos la primera vuelta a medida que las dos se alejaban inmediatamente del grupo.

“Estaba preparada para cualquier cosa. Estaba preparada para pelear y resolver la victoria a puñetazos, pero también sabía que había una posibilidad de que ni siquiera estuviese en la pelea. Estaba lista para lidiar con lo que viniese,” dijo Noble. “Cuando llegó el momento y estaba a cuatro segundos quedando media vuelta, era mejor de lo que había imaginado.”

Por supuesto, hubiese sido más fácil levantarse y ceder ante Compton sólo por reputación, pero peleó y terminó a siete segundos de la 14 veces consecutivas campeona.

“Creo que mucha gente piensa que un segundo puesto es decepcionante,” dijo Noble. “Para mí, fue una de las mejores carreras que he hecho. No sólo en esta temporada - en toda mi carrera. Estar tan cerca de Katie Compton en la última vuelta es una gran sensación para mí y me motiva a seguir adelante.”

Unos días después, estaba haciendo tortitas en una sartén de camping fuera de una casa de alquiler en Santa Cruz, California, haciendo kilómetros con buen tiempo antes de volver a Europa para Hoogerheide y los Mundiales. “En realidad estoy empezando a divertirme de verdad. Esta temporada me enseñó que tienes que divertirte si quieres seguir haciendo esto. No puedes depender siempre de los resultados.”

 

 

 

En la prueba élite masculina, Powers hizo una carrera limpia y ejecutó un plan predeterminado desde la salida hasta la mitad de la última vuelta. Controló la cabeza prácticamente durante toda la prueba y evitó que hubiese ataques. Al final, sólo quedaron él y el campeón vigente Steven Hyde. Fue bonito de ver, Powers claramente de vuelta tras una temporada que no había cumplido con las expectativias y Hyde, un protegido de Powers, esperando su momento.

Teniendo en cuenta la progresión de la temporada, ya se contaba con que no iba a ser tarea fácil aparecer y recuperar el título nacional, pero los ciclistas recuerdan dónde han estado antes y luchan por volver, independientemente de las circustancias.

“Stephen y yo hemos corrido así unas cuantas veces, tanto en entrenamientos como de verdad. Esta vez resulta que eran los campeonatos y resulta que lo daban por la tele. Estaba contento con el rendimiento ya que hacía tiempo que no lo cuadraba todo,” dijo Powers. “Salí ahí fuera e hice lo que quería hacer. No conseguí la victoria pero aún así fue un gran día de carreras.

Al suscribirte al boletín Rapha aceptas nuestros Términos y Condiciones y que has leído nuestra Política de Privacidad, incluyendo nuestro uso de Cookies.